Para Méndez en el Gobierno “pusieron bombas por todos lados”.

El presidente de la Unión Industrial Argentina alertó sobre la inflación y tipo de cambio. Y dijo que las bombas no son sólo en áreas económicas.

HÉCTOR MÉNDEZ.

El presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Héctor Méndez, advirtió que en el Gobierno “pusieron bombas por todos lados y no solamente en las áreas económicas”, alertó sobre las consecuencias de la inflación y sostuvo que “el tipo de cambio es un problema porque el mundo devaluó mucho más que la Argentina”.

Además, Méndez reiteró que desde 1974 “hasta la actualidad” en el sector industrial “no avanzamos un metro“, y dijo que “es posible” que se provoquen “suspensiones” de personal.

Durante una entrevista en el diario La Nación, el titular de la UIA estimó que el año próximo “va a tender a mejorar, pero va a estar muy complicada” la situación económica.  “Quedan muchísimas cosas en el aire que no sabemos cómo las vamos a resolver”, analizó Méndez, quien en los próximos días deja su mandato frente a la UIA.

Al ser consultado si es necesaria una devaluación, Méndez respondió: “Es difícil opinar sobre eso. Algunas economistas dicen una cosa y otros dicen otra”. “Lo que hace falta acá es tener una visión general y agarrar el toro por las astas. No me alcanza con que te den el tipo de cambio si al día siguiente todos los costos se actualizan y empieza una carrera que puede perjudicar el ingreso de los asalariados. Es necesaria una visión más integrada. La economía está llena de vasos comunicantes”, planteó.

Respecto a lo que dejará la administración kirchnerista para el próximo presidente, Méndez manifestó: “No dije que era un plan bomba de (Axel) Kicillof: era del Gobierno en general. Se la cargaron toda a Kicillof y eso es una injusticia. Pusieron bombas por todos lados y no solamente en las áreas económicas“.

Cuando le preguntaron sobre la situación del empleo en la industria, el dirigente contestó: “Despidos no lo sé. Suspensiones, es posible. Porque se está hablando, por ejemplo, de un mercado de automóviles de 500.000 o 600.000 autos contra un millón [en 2013]”. “Uno quisiera tener el máximo de trabajo posible, pero no todo lo que se fabrica se vende. Las fábricas no son elásticas con el personal. Puede haber más suspensiones”, subrayó.

Sobre las cuestiones que le preocupan, Méndez enfatizó: “Es una confluencia de circunstancias. El tipo de cambio es un problema porque el mundo devaluó mucho más que la Argentina”. “La inflación también. Cuando vos tenés una inflación con un tipo de cambio anclado, eso te dificulta ser competitivo porque te suben los costos y no te podés recuperar”, explicó.

Finalmente, especificó: “La tercera preocupación es el mercado interno, que ha sido bueno y sostenido. Pero eso no alcanza. Quien piense que se puede vivir sólo con lo suyo se va a complicar la vida”.

Fuente: http://www.fortunaweb.com.ar

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s